0Shares
0

Es de vital importancia que clamemos a Dios en todo momento, porque sabemos que vienen días vidas muy difíciles a nuestras vidas en los que solo Dios nos puede ayudar a soportarlos y a seguir adelante.

Dios no te abandona cuando te encuentras en angustia, Él te ayudará y te proveerá, siempre estará a tu lado.

En momentos así podemos orar al Señor, clamar con todo el corazón, presentando nuestras angustias y luchas al Señor. No dudes que Dios escucha tu oración, porque Él siempre está atento a nuestras súplicas.

El Señor siempre está presente para atender nuestros llamados. Recuerda que en la misma Biblia nos habla de que si tocamos la puerta, esta se abrirá, que cuando llamemos Él nos responderá, que cuando le busquemos, le vamos a encontrar. Este es nuestro Dios.

Nunca he visto un justo desamparado, ni una persona que clame a Dios y no sea respondida su oración, que toque esa puerta y no sea abierta a su favor, que haya buscado y no que no haya encontrado. Dios está todo el tiempo esperando nuestro llamado para ayudarnos.

13 Con Dios está la sabiduría y el poder; Suyo es el consejo y la inteligencia.

14 Si él derriba, no hay quien edifique; Encerrará al hombre, y no habrá quien le abra.

15 Si él detiene las aguas, todo se seca; Si las envía, destruyen la tierra.

16 Con él está el poder y la sabiduría; Suyo es el que yerra, y el que hace errar.

Job 12:13-16

Estas son las palabras de Job, este hombre, aun en su peor situación, él podía cantar victoria. Pero sabes algo, ante todo Dios nunca dejó a Job solo, siempre estuvo con él. Por eso podemos ver estas palabras que pronunciaba Job ante el Señor.

Compártelo usando uno de los siguientes iconos:
0Shares
0

This article has 1 Comment

Responder a replica watches Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *