El camino del injusto

Hermanos, no tengamos envidia de las acciones que toma el injusto, ni estemos cerca de ellos, ni tomemos su camino, porque todo lo que el injusto hace, pues esto es abominación delante de Dios.

Seamos sabios en los caminos del Señor, el hombre injusto siempre está maquinando hacer el mal para su beneficio, buscando la forma de hacer las cosas a su manera. Éste no escucha el llamado de Dios, éste tiene su corazón muy lejos de la voluntad divina de Dios.

El libro de los proverbios, nos habla acerca del hombre injusto y de su camino, camino que lo lleva a cometer diversas atrocidades:

31 No envidies al hombre injusto, Ni escojas ninguno de sus caminos.

32 Porque Jehová abomina al perverso; Mas su comunión íntima es con los justos.

33 La maldición de Jehová está en la casa del impío, Pero bendecirá la morada de los justos.

Proverbios 3:31-33

El primer verso del capítulo 3 de proverbios nos habla de que no tengamos envidia de las cosas que hace el hombre injusto, que no envidiemos sus caminos, aunque parezca próspero terrenalmente hablando. No te sientas mal, solo mira al Señor que es el dador de todas las cosas, en Él las cosas son eternas y lo que Él nos da son cosas saludables, nos guía por el buen camino para que siempre estemos más que seguros.

El verso 32 dice que Dios abomina al perverso, y tiene comunión con los que son justos, aquellos que andan en la justicia de Dios.

Y el verso 33 nos dice claramente que la maldición de Dios está sobre aquellos cuyos pensamientos son perversos, pero Dios bendecirá la casa de los justos. Así que, seamos justos y hagamos lo que Dios dice, no envidiemos al injusto, ni tomemos sus caminos.

Compártelo usando uno de los siguientes iconos:

4 comments on “El camino del injusto

  1. Me guata da mucho que Pesar por todas las. Cosas que dice ,me encanta tengo muchode . Que cabiar
    ME ENCANTA ☺

  2. 10-17_2020
    Buen día!
    A veces nos preguntamos el por qué muchas personas que no aman a Dios ni a su prójimo son muy solventes económicamente, tienen mucho más de lo que necesitan, viven con extravagancia y que parecen ser muy felices, son reconocidos socialmente, disfrutan de respeto y admiración?
    También nos preguntamos el por qué si amamos a Dios y a nuestro prójimo no poseemos las mismas posesiones ni disfrutamos de los privilegios de los infieles?
    Lo que he notado es que la mayoría de las persones con riquezas y privilegios en este mundo en realidad no son felices, no tienes paz, tranquilidad, descanso mental ni espiritual, simple y sencillamente porque no tienen a Dios en su corazón, pasan preocupados y muchas veces obsesionados con la riqueza de bienes, con incrementarlas y no perderlas a toda costa.
    En cambio los fieles seguidores De Dios tenemos una riqueza espiritual, mental somos felices con lo que tenemos aunque tengamos que trabajar mucho, pero al terminar cada faena diaria nos contentamos con llegar a nuestras casas, a nuestras familias, descansar físicamente sin preocuparnos en que alguien nos puede quitar, perder lo que poseemos, ni preocuparnos por obtener mucho más. No somos envidiosos ni codiciosos ni ambiciosos lo cual es pecado.
    Recordemos que teniendo a Dios en nuestro corazón y le somos fieles, estamos trabajando para alcanzar las riquezas celestiales que serán mucho mejores que las terrenales.
    Feliz Sábado!
    Alabado sea nuestro Dios por sobre toda la tierra!

  3. Nuestro Señor Jesucristo es el mejor ejemplo de humildad, de bondad. Teniéndolo todo nos enseñó a ser humildes porque en El está la humildad y la provisión quenecesitamos para cada día: necesidades espirituales y terrenales. Al seguir su llamado y su ejemplo no seremos codiciosos ni envidiosos de aquellos q nos rodea. Tú y yo escogeremos lo que nos enseñó en su Palabra. Bendiciones!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *