Cuando leemos los evangelios nos damos cuenta de que el mensaje de Jesús era fuerte, y el día de hoy no podemos tratar de diluir ese mensaje puesto que lo que Cristo predicó fueron cosas que nos hacían entender que nuestro reino no es de este mundo, que necesitamos negarnos a nosotros mismos y que sufriríamos por causa del evangelio.

El mensaje de Cristo fue tan explosivo que causaba cierta división y hoy en día aún lo sigue siendo. Debemos comprender algo, todo mensaje, toda exposición que afecte al sistema de este mundo será causa de división, y el mensaje de Jesús apuntaba en contra del sistema de los escribas y fariseos, el cual era un sistema corrupto, queriendo mostrar cierta dureza por fuera, pero por dentro estaban vacíos.

Cristo dijo:

37 El que ama a padre o madre más que a mí, no es digno de mí; el que ama a hijo o hija más que a mí, no es digno de mí;

38 y el que no toma su cruz y sigue en pos de mí, no es digno de mí.

39 El que halla su vida, la perderá; y el que pierde su vida por causa de mí, la hallará.

Mateo 10:37-39

En pocas palabras, Jesús está diciendo: “Yo debo ser el centro de todo hombre y mujer que ha decidido ser cristiano”. De esto se trata el evangelio, de Jesús, no de nosotros, sino de Él.

Jesús nos desafía a que vivamos una vida consagrada para Dios, y esa vida diferente a los demás algunas veces causará división, por eso el mismo Jesús dijo que nos aborrecerían y debemos estar preparados para ello, porque ahora le pertenecemos a Él y no a nosotros mismos.

This article has 11 Comments

  1. Jesucristo es amor y nadie llega al Padre sino es por el único ,necesario y doloroso holocausto que vivió Jesús y Él resucitó. Asi que bendiciones para todo el mundo en general.

  2. AMÉN DTB GRACIAS A MI DIOS POR DARNOS LA GRAN SABIDURIA DE PODER HACER SIEMPRE LO BUENO TENIENDO LA CONFIANZA ESTAMOS SEGUROS EL NOS GUARDA DE TODO MAL BENDITO SEA MI SEÑOR!!! DTB

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *