Las persecuciones nunca han hecho daño a la iglesia

La iglesia primitiva sin duda alguna sufrió grandes persecuciones por causa de predicar el evangelio de Jesucristo, pero esto nunca fue motivo para ellos dispersarse o que su fe se fuese a debilitar. El ser azotados por causa de su Señor lo tenían por bueno, y se gozaban en las aflicciones, porque sabían quien los […]