Amémonos unos a otros

Dios es amor. Amor como el que hay en el Señor, no puede ser encontrado en otro. Es un amor infinito y  capaz de transformar al ser humano, trayendo paz y alegría al alma afligida.

Hermanos en Cristo Jesús, amémonos así como nuestro Padre nos ama, dejándonos Su grande amor, este amor que es capaz de unir las vidas del ser humano, de cambiar tu lamento en baile. El amor de Dios es tan real que puede cambiar todo.

Todo aquel que cree y confía en el Señor porta el amor de Dios, ya que todo el que tiene Su amor es porque ha nacido de Dios, porque el amor viene de Dios y es por eso que la Biblia nos habla acerca de este amor grande y verdadero de nuestro Dios:

Amados, amémonos unos a otros; porque el amor es de Dios. Todo aquel que ama, es nacido de Dios, y conoce a Dios.

1 Juan 4:7

Es claro que Aquel que nos dejó Su amor nos insta a amar a nuestros hermanos, ya que de esta forma mostramos que hemos nacido de Dios, porque todo aquel que no muestra el amor de Cristo, éste no ha conocido a Dios.

Amados, amémonos unos a otros, entendamos bien que el Señor nos manda a mostrar Su amor para demostrar que hemos nacido de nuevo. Te invitamos, pues a que ames y conozcas este amor que lo cambia todo. Dios es amor.

Dios da gracia a los humildes
Tardo para la ira y grande en misericordia
Compártelo usando uno de los siguientes iconos:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *