5 Versículos bíblicos para momentos de angustia

La Biblia nos enseña a acudir a nuestro Dios cuando estemos pasando momentos difíciles. En la Biblia encontramos palabras de aliento, y por traemos versículos esperanzadores para los momentos de angustia.

1- Morando bajo la sombra del Omnipotente:

Morar bajo la sombra de nuestro Dios es un privilegio, ya que estamos hablando del cuidado de Dios hacia nosotros, porque no hay otra cosa mejor estar bajo el abrigo de nuestro Dios.

1 El que habita al abrigo del Altísimo
Morará bajo la sombra del Omnipotente.

2 Diré yo a Jehová: Esperanza mía, y castillo mío;
Mi Dios, en quien confiaré.

Salmos 91:1-2

2- Dios es nuestro amparo y fortaleza:

Cuando nos sentimos solos debemos acudir a nuestro Dios para que Él venga en nuestro auxilio para consolar nuestras vidas.

Dios es nuestro amparo y fortaleza, Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones.

Salmos 46:1

3- Fortaleza en el día de la angustia:

En el libro de Nahúm podemos encontrar palabras de aliento, donde podemos aprender que Dios es bueno, que nos cubre en el día en que nos sentimos angustiados, y lo más importante, que Dios conoce a aquellos que confían en Él, por eso es que debemos fundamentar nuestra confianza en Dios.

Jehová es bueno, fortaleza en el día de la angustia; y conoce a los que en él confían.

Nahúm 1:7

4- Guarda en completa paz a los que en Él confían:

La confianza en Dios es muy importante, ya que esta confianza nos da Su refugio y Su paz. Toda persona que confía en Dios estará en completa paz, sus pensamientos serán perseverantes en el Señor y sus caminos serán de bendición.

Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en ti persevera; porque en ti ha confiado.

Isaías 26:3

5- Nuestra torre fuerte:

A Dios es que debemos correr en nuestros peores momentos. Él es quien nos sostiene, Él es quien nos levanta, Él es quien cura nuestras heridas.

Torre fuerte es el nombre de Jehová; A él correrá el justo, y será levantado.

Proverbios 18:10

No dudemos de las obras poderosas de nuestro Dios, Él siempre estará presente para darnos aliento.

Quizás también te interese:

Quizás también te interese:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *