Joel Osteen

En una edición especial de Pascua de CBS Sunday Morning Joel Osteen dijo que el que él nunca hable sobre el infierno no quiere decir que por eso está engañando a la gente:

Ya sabes, No es infierno de fuego y azufre. Pero yo digo que la mayoría de las personas son golpeadas lo suficiente por la vida. Ellos ya se sienten lo suficientemente culpables. No están haciendo lo que deberían, criar sus hijos – todos podemos encontrar razones. Así que quiero que vengan a Lakewood o nuestras reuniones y sean levantados, para decir, ‘¿Sabes qué? Puede que no sea perfecto, pero estoy avanzando. Estoy haciendo mejor “. Y creo que te motiva a hacer mejor.

Suenan más a palabras de un motivador secular que de un predicador de lo que dicen las Escrituras. Otros pastores, como John Burton creen que el fuego y el azufre es precisamente la predicación que la iglesia necesita:

Publicidad

Para vergüenza de gran parte de la iglesia de hoy, se ha producido un rechazo firme y constante de cualquier verdad que no se traduzca en personas que sienten feliz afecto por Dios. Mientras mi mensaje central tiene que ver con la intimidad agradable e impregnada de Jesús, entiendo que no es mutuamente excluyente. Esa enseñanza cuando se queda sola, aparte de todo el consejo de la Palabra de Dios, produce una persona que no entiende el temor de Dios, la severidad de sus decisiones de vida o la intensidad y la cercaía de la eternidad.

A pesar del criticismo, Osteen continúa:

Publicidad

Nuestro mensaje general habla de permanecer en paz y ser respetuoso y permanecer lleno de alegría y estar siempre positivo. No soy específico con la política, pero nuestro mensaje central trata con como cada día tienes que elegir para ser feliz; tienes que pasar por alto cosas que se están haciendo mal  y cosas que se dicen.

Compártelo:

This article has 1 Comment

  1. Dios es Amor, El nos creo con amor, Joel habla del Amor de Dios, del bienestar del Ser amado por Dios, si rebalas y caer, levanta de Nuevo y sigue adelante. Hay mucha tristeza y maidad arededor y tenemos que Ora por ello pero siempre en mente que somos hijos del Rey Supremo que como princes y princesas tenemos toda las Bendiciones, y oremos por Los que Han renuciado o olvidado de sus Bendiciones para que abra sus corazones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *